Como cuando vienen los pájaros

 

I

Como cuando vienen los pájaros

a tomar agua a los orígenes de la duda

así la angustia se posa sobre los labios

iridiscentes de un miedo alfombrado

mío solamente mío.

 

Las horas se suman al infortunio

y cada vez mas son los días acusados

de vivir bajo el grito interior de lo inesperado

mío solamente mío.

 

Allá abajo donde el sol se come a su madre

ni tan solo el alba corre junto al corazón

de los árboles frutales amarrados a los huracanes

del sur a tenderle un plato de arroz

mío solamente mío.

 

El temblor de las madrugadas se adueña de todos mis días

me recorre el cuerpo como una ráfaga desatinada de monjes

y murmullos de animal sedentario que sobre las almohadas verdes

de mis padres arrodillados ante la imagen de la oscuridad,

abrevan minutos al futuro

mío solamente mío.

 

II

Como empezar a volar cuando ya no hay atmósfera en los pechos de las doncellas?

como empezar a comer cuando ya no hay sabor en los aromas del pesebre divino?

como empezar el futuro cuando el presente se come al pasado?

 

III

Para que tanto llanto que asusta a las madrugadas

para que tanto estremecimiento

para que tanto filo que aleja los perfiles del alba

para que tanto honor que asusta al agua cristalina

para que tanto ensueño que asusta a los billetes de lotería

para que tanta amistad que asusta al espíritu santo

y a las vírgenes y a los profetas y a los elegidos

para que tanto?

es mi pregunta solamente mía.